domingo, 6 de octubre de 2019

Desgarro de Meniscos! Mi experiencia..



Decidí escribir hoy noviembre de 2018 sobre mi operación de meniscos pues estuve navegando por la Internet y son pocos los que han contado sus experiencias personales con estas “empaquetaduras” que llevamos en las rodillas. Tengo que confesar que ya es mi segunda operación de rodilla. Hace siete años fue la izquierda y coincidentemente ocurrió casi en los mismos días. La operación fue un 10 de noviembre de 2011 y me fui luego a un simulador el 06 de enero y recuerdo que aún me dolía la rodilla en ese entonces.

Soy piloto comercial y juego tenis con cierta regularidad. Esa ocasión jugaba tenis e hice una brusca torsión que no la solo la sentí sino que la escuché. Fui a una clínica local, el médico me enyesó pensando que era un esguince, pese a tener una resonancia magnética en sus manos. Luego tres días consulté con un doctor “tigre” en tema de rodillas y me dio la mala noticia , no era esguince sino un desgarro de menisco. Yeso afuera y operación en dos días. Recuerdo que mi recuperación duró 60 días para volver a caminar normalmente. Creo que la ubicación y magnitud de ese desgarro fue mayor.

Esta vez es la rodilla izquierda y en esta oportunidad fue bastante diferente a la primera vez. Quiero compartir esto para que puedan reconocer rápidamente cuando es hora de ir al médico ante alguna molestia sobretodo en la rodilla. Tengo que admitir que a mis cincuenta y tres años hacia deporte como si tuviera treinta. Me la pasaba en la cancha de tenis de tres a cuatro horas a veces sin sentarme, todo un vicioso de este deporte !

Una semana antes del 10 de octubre de este año, tenía una pequeña molestia en la lado derecho de la rodilla izquierda, un fastidio no un dolor. Pero igual, el día en mención jugué dos sets de tenis y no pude completar el tercero. Me dolía!. Al día siguiente volé a Bogotá y efectivamente no podía frenar sin experimentar dolor y me dolía cualquier movimiento que implicara pasos largos o una torsión especialmente hacia la derecha. En el fondo yo sabia que eran los meniscos pero no lo quería reconocer. No quería creer que fuera la segunda vez!

Ese lunes siguiente fui a ver al doctor “Sinónimo de Rodilla”, el más tigre de todos. Así como yo tengo miles de horas de vuelo, el lo tiene en rodillas!. Me examinó y sin ver la Resonancia Magnética que me fuera entregada una semana después, me dijo que era un desgarro de menisco del cuerno posterior interno. Estaba frito!. Pero esta vez tenía la esperanza que sea distinta a la primera vez.

Mi lesión de hace siete años me impedía poner el pie en el piso, esta vez, como me dijo mi doctor, tenía una “rodilla aún operativa”, pero la operación era obligatoria. El menisco es un tejido parecido a un nylon si está desgarrado se seguirá “corriendo” y la lesión será mayor. Cumplí cabalmente y con mucho cuidado mi rol de vuelos de octubre y hasta el de la primera semana de noviembre. El 09 de noviembre un mes después del día de mi lesión o de que ella se agravara, me operé.

Ingresé a la clínica a las 06:30 luego de haber pasado días previos mis exámenes pre quirúrgicos. A las 0800 ya estaba en la sala con nada más que una bata y el trasero al aire. No quería la epidural (anestesia raquídea) así que le pedí al anestesiólogo en uso de mis aún intactas facultades mentales que me durmiera, cosa que hizo en algún momento de la conversación con él. Que bueno que fue a gusto del cliente y qué pena que no me pude despedir de el, ya estará acostumbrado a que la gente se duerma cuando habla!

A las 11 de la mañana ya estaba despierto, tenía algo en la boca que me producía dolor, creo que era un tubo, por lo que asumo que durante el procedimiento tuve oxígeno. Esto me ha provocado un dolor de garganta que me duele en mi tercer día más que la rodilla para ser sinceros.

Salí de la clínica directo al carro y directo a la cama. Estoy vendado y no puedo aún doblar la rodilla, la tengo bastante hinchada y siento como líquido por dentro. No me quiero mover mucho, y además la venda me limita el movimiento.

Estoy en el segundo día y no tengo mucho dolor. Puedo apoyar ligeramente el pie y con una sola muleta y puedo desplazarme cortas distancias. Hoy me bañé, me puse una bolsa en la pierna y me pude duchar. Lo más difícil fue luego ponerme el pantalón de deporte. Escaleras aún no. Necesito las muletas para subir peldaños. Por ahora es imposible ponerme una media o un pantalón sin tener que hacer maromas o con la ayuda de alguien.


Es 12 de noviembre, tercer día desde mi cirugía. Amanecí un poco adolorido, creo que de noche, me muevo más de la cuenta y me olvido que estoy restringido. Comencé a hacer algunos ejercicios echado en la cama. Me desplazo pocas distancias a veces con las dos muletas a veces con una sola. Creo q la primera vez que me desgarré el menisco no estaba tan bien como ahora, pero igual tendré que hacer mi fisioterapia. ¿Cuándo? No lo sé. Me imagino cuando me saque los puntos. Hasta el momento lo más difícil es sentarme y pararme del baño!


Cuarto día que aburrido! En cama todo el día a veces uso las muletas a veces no. Pero tengo que seguir tomando mi Supracalm que es paracetamol y tramal. Me da sueño todo el día, por lo menos a mi. Aún siento algo de dolor en la zona donde se desgarró el menisco, una almohada entre las piernas me cae de maravilla para dormir.


Es mi quinto día. Hoy descifré la letra del doctor, decía apoyar el pie condicionado al dolor y puedo hacerlo! Suavemente, pasos cortos me duele poco! Que bueno. Hoy salí a hacer unos trámites. No maneje obviamente pero me pude desplazar algo con mis muletas por si acaso. Me saqué la venda, oh sorpresa tenía un parche acuático. Me bañé con ganas y sin restricciones. Ya puedo sentarme tranquilo no solo en la silla y puedo ponerme medias y calzoncillo!,

Es mi 6to día tuve mi primer control con mi traumatólogo. Me sacó los puntos rodilla, hinchada aún. Le hice todas las preguntas posibles y bueno me pronostica por lo menos un mes restringido. Qué aburrido ya no se qué serie ver en Netflix, también terminé de leer mi libro. Mañana comienza mi rehabilitación.

En mi séptimo día me vio la doctora de Medicina Física. Conversamos un rato. Me contó algo que no sabía. Parados los hombres colocamos ligeramente los pies en forma de “V” a diferencia de las mujeres que pone menor ángulo en esa V. Primera noticia!. La doctora me prescribió inicialmente diez sesiones de fisioterapia. Mi rodilla está hinchada lo que es normal. Lo primero que se necesita hacer es disminuir la inflamación para pasar a una segunda fase, que es volver a recuperar la fuerza de los músculos y hacer que funcione mi bisagra o rodilla. Puedo caminar en una muleta, lo chistoso es que se usa en el lado de la pierna buena do’h!

Octavo día. Primera sesión de fisioterapia. Hielito, ultrasonido, magneto y masaje para comenzar. Hoy manejé, es carro automático así que es más sencillo. Caminé un poco, fui a ver a mis colegas del tenis. Los extraño y envidio. Más hielo y ejercicios de tensión, en los músculos de los muslos y los tobillos, por ahora. Aún me duele la pierna, si camino rápido me duele el hueco o
Fosa poplíteo, que es como se llama la parte de atrás de la rodilla (primera noticia!).

En mi noveno día aún me duele a rodilla al caminar sobretodo detrás. Eso es cuando hago pasos largos. Lo más incómodo es dormir. Suelo hacerlo de costado o boca abajo. Eso me produce dolor sobretodo en la zona en donde se me operó, lado derecho de la rodilla izquierda.

Domingo 20 de noviembre, décimo día. Hoy salí a buscar una pantalla para este IPad. Ayer escuchando música se fue de “muelas”, de cara al piso. Así que caminé un poco más siempre con la muleta de apoyo. El dolor es menor y la rodilla ya va adquiriendo su forma original, es decir se está desinchando. Que bueno.

Hoy es mi onceavo día luego de la operación. Me levanté con algo de dolor. Creo que me muevo mucho de noche. Caminé por casa como me indicaron en la fisioterapia: “talón, planta y punta” doblando algo la rodilla al caminar. Veo que puedo flexionar unos grados más la rodilla. Echado aún no puedo acercar el talón al glúteo como con la otra pierna, pero bueno paciencia y buen humor.

Estoy tratando de hacer mi vida normal aunque aún no puedo caminar sin dolor. Ya pasaron trece días de mi cirugía y aún requiero la muleta para el apoyo. Trato de caminar poco. Hoy día tuve mi cuarta sesión de fisioterapia. Comencé con ultrasonido, luego electricidad, calor en la parte de abajo de la pierna (pantorrilla o gemelos), magneto y un poco de masaje. Continúa la hinchazón aunque ha disminuido.

Ya han pasado diecinueve días de mi operación. Aun necesito una muleta para desplazarme con seguridad sobretodo distancias largas. Escaleras? Aun no puedo subirlas si no es paso por paso y con la muleta. Ya no tengo casi nada de inflamación. Hoy fue mi sexta sesión de fisioterapia. Magneto, ultrasonido, estiramiento de la pierna y hielo. Dormí bien toda la noche y en cualquier posición. O sea 19 días después de una Artroscopia ya se puede descansar bien. Ahora sigo pensando que la posición de mi lesión en la rodilla esta vez es una zona más llevadera que una lesión meniscal en la parte anterior o frontal. Esa oportunidad no podía poner el pie en el piso por más de una semana!!


Día venticinco después de la operación. Ya llevo nueve sesiones de fisioterapia ya que son interdiarias. Antes pensaba q esas máquinas que te ponían era puro finta, pero me equivoqué. Electricidad, ultrasonido y magnetos te desinflaman si o si. Ando con una sola muleta por precaución, cuando tengo que caminar un poco más de la cuenta o pueda subir o bajar escaleras. Aún no puedo hacerlo sin ella. La fisioterapia ahora toma buena parte en volver a tonificar los músculos de la pierna izquierda que se han atrofiado. Acabo de aprender sobre el músculo de la fascia lata que va “paralelo” al músculo, los músculos tensores y el tendón del cuadriceps. Estos son los músculos más afectados después de una artroscopia. Me duelen y está contracturados Los gemelos de esa pierna también requieren que vuelvan a fortalecerse. Mientras no recupere su tonicidad aún no estaré rehabilitado.


Hoy es mi día 29. Fui a ver al traumatólogo. Me vió con la muleta y me ordenó dejarla. Conversé con el sobre mi progresión y felizmente estoy en el rango de recuperación normal pero igual me expidió un descanso médico de treinta días y continuar la rehabilitación física e incluso natación! Qué flojera!!. Las fases de una recuperación de Artroscopia son tres, desinflamar, la segunda fase en la que estoy por ahora, es recuperar la movilidad y la última fase es tonificar los músculos atrofiados por la inamovilidad y la “asimetría” de los miembros. Aun no puedo bajar y subir escaleras me duele y no tengo fuerza para apoyarle la pierna izquierda.


Para continuar con mis siguientes diez sesiones tuve que regresar donde la Doctora de Medicina Física y Rehabilitación. Vio mi progreso y conversamos sobre cómo serían las siguientes sesiones. Quiero estar “operativo” rápidamente así que aumentaré mis sesiones a cuatro por semana aun no me dijo nada de la natación por lo que asumo será después de estas diez sesiones.

Esta doctora me presentó la Técnica del Gatillamiento o de La Aguja Seca. La doctora efectivamente me identificó los “cordones” de los músculos del muslo y me insertó unas agujas en las zonas de la contractura. Efectivamente me relajó esa zona. También ella verificó que aún estoy imposibilitado de subir y bajar escaleras y pasos cortos por ahora. Quiero volar!! Extraño mi rutina de vuelos, pero aun no puedo. Solo ha pasado un mes y tengo que tener paciencia.

En el día 31 desde mi operación. Mi sesión 11 de fisioterapia. Al cóctel usual de cosas que me ponen también me pusieron compresas calientes bajo y sobre el muslo. Luego Mary, que es la señorita que me hace la terapia, remata la sesión con estiramientos no solo de la pierna izquierda sino también de la otra. Aproveché para conocer el centro de fisioterapia a donde acudo. Es Corpus Et Vita, un centro que alberga también un colegio para niños discapacitados en donde lo mío es como se dice vulgarmente “moco de pavo”. Es realmente un milagro que esos niños cuya mayoría usan sillas de rueda, puedan ir y venir a ese centro, viviendo el 90% de ellos bastante lejos. Esos chicos son los verdaderos héroes.


Van 33 días de mi cirugía. Aún restringido para caminar largos tramos. Ayer caminé un poco más de la cuenta sin muletas y amanecí algo adolorido. Mi nieto me golpeó jugando la rodilla varías veces y eso creo que fue la razón de mi dolor. Así que hoy descansé todo el día. Hago mis ejercicios en la cama, los que consisten en levantar la pierna y hacer tensión en los cuadriceps y los gemelos. Muslo y pantorrillas. Hago diez series cada cierto tiempo. Dejé mi descanso médico en mi compañía con algo de vergüenza. Pero hablando con la doctora de medicina física esto en rango y es mejor quedar bien rehabilitado que volverme a lesionar. Hace siete años me tomó dos meses y me fui con dolor al simulador de vuelos. Hoy siete años más viejo no creo que tome menos tiempo es solo sentido común. Paciencia y buen humor.

Tengo 38 días de operado. Ya puedo subir escaleras en forma normal pero aun no puedo bajarlas. Estoy caminando pero aún los pasos que doy son cortos y aun no tengo la confianza para caminar muchas distancias. Aun siento cierta presión o tensión en la rodilla con un poco de dolor luego de algo de trajín. Creo que el deporte o mi tenis está aun lejos estimo que no antes de 90 días... qué pena !!

En mi día cuarenta de mi rehabilitación jugué con una pelota. Pegada a la pared con la pierna izquierda tenía que hacer presión con ella bajando y subiendo la pierna. Mi fisioterapeuta Mary no se si me hace terapia o me tortura, pues me hace doler mucho cuando me masajes los músculos del muslo. Pero es eficaz... aún siento la rodilla “más pesada” que la otra, con cierta tensión. A la hora de flexionarla aún siento como si fuera un engranaje sin aceite en comparación de la otra, siento aún algo de presión en ella.


Siete de enero, dos meses de operado y ya estoy de regreso en mi cabina, no tengo problemas para caminar, subir escaleras o volar mi querido Boeing 767. Pero creo que aún no estoy listo para jugar tenis. Sigo yendo a la fisioterapia, solo que ahora dispongo de menos días libres que. antes.

Mitad de febrero, casi tres meses y medio después de la operación. Comencé a jugar tenis. Solo dobles que es más llevadero y “social”. Jugué un par de veces por semana pero exactamente l 06 de marzo me excedí, al día siguiente empezó a dolerme nuevamente la zona de la rodilla, así que dejé de jugar. Fui nuevamente al traumatólogo que me operó. “Sobrecarga de rodilla” fue su diagnóstico. Debo reconocer que quizás no hice una buena tercera etapa de “tonificación y rehabilitación de músculos”, a descansar.

Me contacté con un médico deportivo. Hablaba con mucho fundamento y comencé una rutina interdiaria de gimnasio. Tengo que admitir que nunca me gustó hacer máquinas , pero en la sexta sesión mi pierna dejó de doler y he comprendido que para todo deporte es necesario hacer gimnasio, pesas y fortalecimiento de los músculos que están cerca y alrededor de las rodillas y en general de todo el cuerpo. Hice trece sesiones de gimnasio con él. Aprendí la rutina y la hago en los hoteles donde pernocto. Finales de marzo, ya estoy listo! cuatro meses después de la operación!. Ahora antes del tenis, estiro, corro unos 5 minutos y juego con moderación.

Comparto esta experiencia para resaltar la importancia de hacer deporte regular pero ir al gimnasio con regularidad, creo que dos veces mínimo a la semana te puede alejar de las lesiones que en mi caso he sufrido, dos operaciones de rodilla en un plazo de siete años. Aún tengo algunos pequeños dolores en la rodilla, es una rodilla con una membrana, llámese menisco, recortada quirúrgicamente, con una “empaquetura” más delgada que lo normal. Concluyendo, cuando tengas un menisco roto y te operes, haz una buena rehabilitación física con todas las ayudas de un centro especializado y luego aunque nos dé flojera ir al gimnasio.

Gracias Dr Javier Macedo y Dr Rodrigo Rodriguez, Gracias Clinica Orpus Et Vita y Robert Alarco!












No hay comentarios:

Publicar un comentario