jueves, 10 de enero de 2013

"NO SE GANA PERO SE GOZA!"


Muchas veces he escuchado esta frase sin analizarla con detenimiento. Sólo la escuchaba decir cuando alguien la estaba pasando bien o se está divirtiendo. Hoy quiero comentar cuanto ha significado en la vida militar y concluir en que tiene una concepción más espiritual que material.

De cadete no la escuchaba mucho pues "no aplicaba". Eres un "sacha" universitario (en una escuela militar), dependiente de tus padres económicamente y para buena suerte recibías una propina del estado. No tenías muchas exigencias económicas más que las de gastar tu propina en una salida relativamente corta.

Es de oficial en que empece  a escuchar esta consabida frase "no se gana pero se goza"  en alusión a que los militares tenemos muchas carencias económicas pero nos divertimos mucho más que la gente con otros empleos.

De los grados menores la escuchaba y hasta repetía  con más  frecuencia. Eras joven y soltero, no tenías  muchas responsabilidades, trabajas mucho, volabas  bastante y debo decir que me divertía tanto como cualquier otro joven en su veintena de años.

Es cuando uno empieza a crecer y a tener una familia en que te pones a pensar si esta dichosa frase, busca de algún modo, que nos conformemos y sobrellevemos una vida de carencias y angustias económicas debido a lo magro de nuestros sueldos y me pongo a pensar si alguna mente diabólica la invento e hizo que interioricemos esta frase en nuestro subconsciente.

No vengo a continuar con una discusión sobre los sueldos cuya respuesta ya conocemos. Lo que quiero resaltar es que de alguna manera u otra hemos podido sobrevivir a varios años de carrera con carencias importantes gracias a pensar de que tenemos una buena vida y que los "civiles" a pesar de ganar más, no se divierten como  los militares. Luego de varios años fuera de la Institución pienso en que no estamos muy equivocados.

Civiles y militares nos merecemos un tiempo para el relax y para el esparcimiento. La diferencia radica en que como vivimos segregados del resto, establecemos vínculos de amistad mucho más fuertes y sólidos  que los demás. Nuestras esposas y novias se conocen, nuestros hijos van al mismo colegio, volamos los mismos aviones, los hijos de nuestros amigos nos dicen "tío" y hasta trabajamos en el mismo lugar

Durante mi vida militar, conocí el valor de conseguir algo con esfuerzo, de ascender y apreciar el reconocimiento no material, de conocer amistades de toda la vida, de valorar el espíritu de cuerpo, que nos distingue tanto de los que no tuvieron la suerte de ser militares y que no se consigue así hayas pasado por las universidades más exitosas

Casi todos los fines de semana libre, salir de vacaciones cuando querías (desgraciadamente viajar solo a donde podías); pero ser dueño de tu tiempo en la mayoría de los casos, era una bendición, aunque nuestro trabajo era a dedicación permanente, sin horarios de ingreso o salida con servicios, comisiones y destacamentos.

Que pena que nos nos pagan solo un poco mas y muchos hemos tenido que dejar  nuestra Institución. Que no hayamos recibido el pago justo por tanto sacrificio. Sólo queremos lo suficiente para poder pagar a nuestros hijos una buena educación, viajar por lo menos lejos una vez en tu vida. Cuando ingresamos nos dijeron y sabíamos que no seriamos millonarios pero no nos dijeron que no podríamos colmar nuestras necesidades mas importantes.

Pero eso no descarta el hecho de que el ser militar en actividad o retiro es un honor. Nos deja una huella  imborrable . Y eso no se refiere a la cantidad de dinero  que gastas sino mas bien a las cosas que no se pueden comprar con dinero,  como la amistad, la camaradería, una sonrisa sincera y una conversación que no gira en el carro del año o la casa de playa.

Creo que esta frase no se refiere solo al aspecto material  se refiere al aspecto humano, a que la felicidad no tiene precio y que hay que saber valorar lo poco que tenemos y que conseguimos con mucho esfuerzo, sacrificio y vocación de servicio. Si lo tomas así efectivamente  la próxima vez que te tomes un trago con un amigo, podemos decir con ganas  que "¡no se gana pero se goza!"

PD de todas maneras espero que alguna vez digamos que Sí se gana y Si se goza

3 comentarios:

  1. Me encantó, todo es cierto

    ResponderEliminar
  2. SI, POR ESO HAY QUE VALORAR MUCHO A LA FUERZA AEREA CUANDO SE ESTA EN ACTIVIDAD,POR QUE SALIENDO TODO ES DIFERENTE A VECES NO SOLO ES EL DINERO,SINO EL VIVIR CON AMOR CADA DIA Y AMAR A LOS QUE ESTAN A TU ALREDEDOR QUE ES TU FAMILIA,EL DINERO VA Y VIENE,ASI ES MI QUERIDO BONIFAS

    ResponderEliminar